Archivo de la categoría: Cineteca Nacional

Musicalizan El automóvil gris

Claudia Jiménez entrevista a la banda Troker para PANAMÉRIKA, propuesta musical de la Red Bull Music Academy (http://redbullmusicacademyradio.com/) en la que se transmite la escena artística de los países hispanos con la intención de promover la profundidad de las alternativas musicales de nuestra región. Este grupo musicalizará en el Lunario y en la Cineteca Nacional la proyección de la clásica película del silente mexicano El automóvil gris.

El ciclo BandasSonoras de la Cineteca Nacional, es uno de los casos de éxito que vínculan el cine y la música en la ciudad de México. El proyecto presenta a grandes bandas de la música alternativa mexicana componiendo música para los grandes clásicos del cine mudo y ejecutándolas en vivo durante su proyección. Dichas funciones han sido semillero de proyectos tanto para la Cineteca como para los músicos mismos.  Ahora toca el turno a Troker, la picantísima banda tapatía, de funk jazz ultra humóristico, sabroso y pesado. Estos consentidos de Panamérika musicalizarán El Automóvil Gris,  una joya del cinema verité nacional, con pietaje de escenas reales, que retrata al México postrevolucionario de 1915. Troker estará ofreciendo dos funciones en la Cineteca el sábado 20 de agosto y otra más el 26 de julio en el Lunario del Auditorio Nacional. En esta última, la banda sonora será grabada para conformar el tercer disco de la banda. Les hicimos unas preguntas sobre el proyecto y esto fue lo que nos comentaron.

Panamérika: Troker estará musicalizando la única película mexicana en el ciclo de Bandas Sonoras, ¿Cómo llegaron a ésta? ¿Por qué la eligieron? ¿Cuáles otras tenían pensadas?

Troker: ¡Efectivamente musicalizaremos una película mexicana! Así lo elegimos porque así nos gusta, que los proyectos que hace TROKER tengan en su identidad un sello mexicano. Llegamos a esta película hace poco tiempo por recomendación de un amigo, pero la razón de peso para elegirla fue el tema que aborda: atracos, secuestros, violaciones y corrupción, así como en los conflictos políticos y convulsiones sociales, situaciones llenas de similitudes que se tejen perfectamente entre el siglo pasado —que la película fue lanzada— y el presente, en el que TROKER nos comparte su versión musical. La verdad nunca pensamos en otra película, tuvimos mucha suerte de que la UNAM acababa de adquirir los derechos, por lo tanto la negociación con la Cineteca Nacional fue natural y nosotros encantados con la facilidad que se dieron las cosas.

Panamérika: Después del Rey del Camino, hacer la música de una película protagonizada por unos maleantes en coche parece legitimar una relación entre Troker y los bólidos con actitud. ¿Es así o es mera coincidencia?
Troker: ¡Mera, merita coincidencia! También en nuestro primer disco tenemos una rola que se llama El Atraco a la Furgoneta Gris y en ese entonces no sabíamos de la película. Lo que fue significativo es que antes de ser invitados a BandasSonoras habíamos iniciado la composición del tercer disco y debido a que Troker ha sido víctima de dos atracos este año (uno en el ensayo y el último en la oficina), los únicos temas que hasta el momento estábamos explorando para la composición, eran violencia y la ausencia de dignidad. En serio que no nos la pensamos con la elección de la película, era justo con la que “teníamos” que trabajar. Nosotros creemos que esta asociación de coches poderosos con la banda quizá se trate de algo más karmático, porque la elección de nombre sí tiene que ver con un trailero, con ese personaje que nos gusta y nos representa como banda de hecho, se llama Roke Machete y pueden ser su amigo en Facebook.

Panamérika: El Automóvil Gris es una película postrevolucionaria, retrata un México lastimado y golpeado por el caos y la violencia manifestada en las calles y los edificios. ¿Encuentran alguna relevancia en revivirla en el contexto social y político en el que está el país actualmente?
Troker: Definitivamente es de gran relevancia, está justificado simplemente con prender la tele, leer los periódicos, escuchar la radio o bien a tus vecinos. Lo que encontramos más cabrón es darnos cuenta que noventa años después seguimos en esa época postrevolucionararia, inmersos en la corrupción, con poca paz social y siendo parte de un pueblo atemorizado y peor aún, que todavía le cuesta trabajo identificar sus responsabilidades. Tenemos en parte una mala educación y conformismo, ahora estamos enfermos socialmente y pareciera que no hay cura. En la película de hecho podemos ver una lección de esto, uno de los personaje que sufre un atraco a manos de la banda del Automóvil Gris, decide involucrarse como ciudadano en la búsqueda de los ladrones y logra capturar un par. Esto pone en manifiesto entre otras cosas, que un pueblo unido y activo puede cambiar el rumbo de las cosas.

Panamérika: Poner música a una película silente es dirigir una lectura frente a esta ¿cuál será la lectura de Troker sobre El Automóvil Gris?
Troker: Tenemos tres ejes en nuestra lectura: suspenso, tristeza y sarcasmo. El suspenso es natural al tratarse de un película policiaca y para musicalizarlo utilizamos muchos clichés del cine que vemos y que nos ha influenciado. Por ejemplo, hicimos una diferenciación musical entre el bueno, el malo y el héroe. También leemos mucha tristeza, dolor y preocupación, emociones presentes en nuestra sociedad inclusive 96 años después de las fechorías cometidas por los delincuentes del Automóvil Gris. Por último el sarcasmo, que fue la única manera que encontramos para descifrar musicalmente el cinismo de estos rufianes, de la policía coludida y de ver que hasta hoy, como sociedad, parece que sólo sabemos culpar. Al final la lectura es cruda porque representa el pan de cada día, una realidad muy cercana a los mexicanos de hoy y ayer, así lo trabajamos obviamente a través de las herramientas que tenemos y por ello en el resultado se siente el humor y color que caracteriza a Troker.

Panamérika: Su segundo disco viene acompañado de una serie de videos que ilustran sus canciones, ahora el proceso fue inverso. Estarán ilustrando musicalmente un elemento visual. ¿Cuáles serían las diferencias creativas entre componer un disco y la música de una película?
Troker: En nuestro último disco, dejamos que nuestros amigos contaran lo que veían con nuestra música y en esta ocasión estamos trabajamos con una mente más: la película, y a esa no la puedes convencer de adaptarse a tu idea. Más bien aprovechamos el tener otro punto de vista para enriquecer lo que podemos aportar musicalmente. Además cabe aclarar que la película con la que estamos trabajando es silente y esto es muy distinto a trabajar con un producto actual donde no sólo el lenguaje visual es distinto, sino que hay diálogos, por lo tanto existen muchos espacios para música simplemente incidental o de “acompañamiento”. Aquí el reto ha sido musicalizar algo dicho, implícito, creado y con nuestros recursos; contar junto con la película una misma historia.

Panamérika: ¿Cómo es un ensayo de Troker para un concierto sobre sus discos y un ensayo para “El Automóvil Gris”?

Troker: Para empezar la diferencia es que para la película ensayamos a oscuras ( jajaja), durante horas y sin tequila. Necesitamos mucha condición física, mucha concentración, muchos días de trabajo continuo. Es una película muy larga por lo tanto ¡hemos tenido que estudiar más que cuando fuimos a la escuela! Tuvimos dos encerrones de 4 días en Chapala para poder enfocarnos a los ensayos sin distracciones, algo que no es necesario para montar un show.

Panamérika: ¿Qué elementos de la película fueron claves para la composición de la música? ¿Tomaron inspiración de otras referencias, (momentos, música, noticias, etc.)?

Troker: Claro que tenemos referencias, la primera es el momento socio-político que vive México, esto como lo comentamos antes fue determinante. De los elementos proporcionados por la misma película, tenemos que decir que el automóvil fue el más importante. Nos inspiramos sin duda en la acción, la tensión, el suspenso y la tristeza presentes en toda la historia; además del sarcasmo y humor de Robert Rodríguez y un poco menos de Tarantino.

Panamérika: Para los que iremos a verla ¿qué momentos destacarían en la interacción de su música con la película?

Troker: Van a darse cuenta que lo que compusimos no es música incidental, realmente trabajamos por contar la historia junto con sus directores y esto no fue tan complicado al estar viviendo situaciones similares todos los días como nación. Esto provoca que existan muchos momentos destacables de la interacción entre la música y la película, pero de nuestras preferidas están la escena donde se ve el automóvil por primera vez. Hay otra donde, para su época, la filmación del auto en movimiento parece innovador y como homenaje le dimos especial importancia. También lo hicimos con otra escena bestial y cruel donde un niño es asesinado por la espalda de un balazo, una situación que tampoco nos es ajena, y por último mencionaremos el momento del fusilamiento en el que decidimos desenlazar el tema principal de la película por la tensión de la historia y el hecho de que es la escena real del paredón. Véanla, es una película con mucho que decir y más que reflexionar.

 

Imprime The Sconek-T su estilo musical a “El jorobado de Notre Dame”

El cuarteto mexicano fusionó música de cámara con rock, britpop, blues y reggae con medios electrónicos y visuales

México, 17 Jul. (Notimex).- El grupo The Sconek-T imprimió su propio estilo a una de las piezas silentes más emblemáticas del cine, “El jorobado de Notre Dame”, al fusionar música de cámara con rock, britpop, blues, reggae y folclore latinoamericano, con medios electrónicos y visuales.

El filme, basado en la novela de Víctor Hugo, y dirigida en 1923 por Wallace Worsley, fue musicalizado este sábado en la Cineteca Nacional por el cuarteto mexicano.

Integrado por Israel Torres y Eliasib Morán (violines), Omar Sánchez (violonchelo) y Adrián Molina (percusiones, entre ellas el cajón peruano), el grupo es egresado de la Escuela Superior de Música del INBA.

La película, considerada la adaptación más famosa del clásico francés y uno de los éxitos más grandes del cine mudo, cuenta con esta nueva versión musical compuesta por piezas originales de los cuatro jóvenes, reconocidos por sus innovadoras obras de música instrumental contemporánea.

Los temas del largometraje fueron parte de la reciente producción discográfica del cuarteto, pero también incluyeron melodías compuestas exclusivamente para el filme en tres actos.

Protagonizada por Lon Chaney, y basada en la novela gótica de Víctor Hugo (escrita en 1831), la historia es sobre una gitana llamada “Esmeralda” y un campanero jorobado que vive en Notre Dame, durante el siglo XV en París.

Sus composiciones otorgaron matices novedosos y efectos a las escenas de la película, que en este caso, por tratarse de música en vivo, el público estuvo atento a ambas situaciones: filme y música.

El cuarteto fue formado en 2007 y al siguiente año grabó su primer disco “Acoustic project”, que reúne versiones de Café Tacuba, Nirvana, Radiohead y Los Ángeles Azules. En septiembre de 2009, con la beca México en Escena, la banda realizó su segundo álbum “Corriente alterna”, en 5A Studios en Londres.

Según han expresado sus miembros. “El repertorio de nuestros conciertos es muy variado. Llegamos a mucha más gente que sólo tocando un sólo estilo”.

La Cineteca Nacional del siglo XXI

Artículo de Xavier Quirarte publicado en Milenio el 13 de julio de 2011. ¡Enhorabuena por la Cineteca Nacional!

Con una inversión de 380 millones 400 mil pesos, que incluye la construcción de cuatro salas, la remodelación de las actuales, un laboratorio de restauración digital, la ampliación de las áreas verdes y nuevas oficinas, se anunció ayer el proyecto de Cineteca Nacional del siglo XXI.

En conferencia de prensa celebrada ayer, Consuelo Sáizar, presidenta del Consejo Nacional para la Cultura y las Artes (Conaculta), recordó que en 1982 las antiguas instalaciones, ubicadas en Río Churubusco, sufrieron un terrible incendio. “La Cineteca Nacional era uno de los grandes proyectos culturales del siglo XX. Dos años después, la nueva Cineteca abrió sus puertas en el lugar que hoy estamos y ha crecido hasta afianzarse como un centro indispensable de preservación, divulgación de las artes cinematográficas, rescate e investigación”.

Sin embargo, desde hace varios lustros la institución resulta insuficiente para cumplir con sus necesidades, agregó Sáizar, por lo que era necesario llevar a cabo un proyecto de renovación. En este sentido, dijo, “se dotará a la Cineteca de las mejores herramientas posibles para preservar el importante legado fílmico de México”, lo que le permitirá “consolidarse como un recinto cinematográfico líder en el mundo”.

Indicó que el proyecto, encargado a los arquitectos Michel Rojkind y Gerardo Salinas, significará más que un remozamiento, “pues aumentará la superficie construida y la destinada a la preservación de la memoria fílmica”. Se construirán cuatro salas, lo que suma mil butacas a las de las seis ya existentes, por lo que se alcanzará una cantidad de 3 mil 50 butacas. También se erigirán dos nuevas bóvedas con capacidad para 25 mil rollos de película cada una y un laboratorio de restauración digital.

Las obras, que se llevarán a cabo de otoño de este año a otoño de 2012, no implicarán un aumento al costo del boleto, aseguró Sáizar. “La idea es que siga siendo una Cineteca con marcado espíritu juvenil. La idea es que, además de que se tenga la posibilidad de ver cine, dándole mucha importancia al nacional, se tenga un espacio público que los jóvenes puedan recorrer”.

Se construirán más de 28 mil metros cuadrados, de los cuales la cuarta parte estará destinada a áreas verdes. Como una innovación, se crearán foros de usos múltiples en los que se realizarán funciones gratuitas al aire libre para un público de cerca de 700 espectadores.

Paula Astorga, directora de la Cineteca Nacional, indicó que para la institución este proyecto es “un reto muy importante que reúne las peticiones del público asistente y las necesidades de nuestra industria, desde la producción del cine nacional, que no encuentra suficientes pantallas, hasta la diversificación de la cartelera comercial que las distribuidoras nos ofrecen con un esfuerzo cada vez mayor. También atiende las necesidades de los festivales de cine que son sucesos fundamentales para esta institución y con gusto albergamos”.

Astorga destacó la importancia de contar con un laboratorio de restauración digital, ya que en los de revelado en México han dejado de trabajar material en blanco y negro, problema que se acrecienta cada vez más. Por ello se contará con un laboratorio integrado, que permitirá hacer restauración digital, en vez de mandar los materiales a Estados Unidos o Canadá. “Nos va a dar la oportunidad no sólo de restaurar, sino de ir digitalizando nuestras propias colecciones, con el objetivo de que la divulgación de estos materiales pueda estar mucho más al alcance de todos”.

Hacia un Museo del Cine

La Cineteca Nacional es mucho más que un sitio para la proyección de películas, afirmó la titular del Conaculta. “En su acervo están depositadas 365 mil piezas, que incluyen una colección de carteles, fotografías, diapositivas y negativos. También alberga 7 mil guiones y 14 mil libros sobre cine. Entre estos tesoros está la colección completa de la revista Cahiers du Cinema, objetos como vestuario personal de Dolores del Río e históricos de nuestros grandes realizadores, como Roberto Gavaldón o documentos del director ruso Arcady Boytler”.

La funcionaria afirmó que la Cineteca Nacional, institución a la que denominó “faro de la ilusión colectiva”, es “un sitio de reflexión indispensable, una fuente de material iconográfico, un baluarte de nuestra memoria visual”. Y más adelante, mencionó que en un par de meses se darán a conocer los detalles sobre la construcción del Museo del Cine, que será albergado por la Cineteca Nacional como parte de un proyecto integral.

Primera feria del libro cinematográfico y DVD en la Cineteca Nacional

Remate de libros y videos en la Cineteca Nacional